sábado, 29 de octubre de 2011

ILUSIÓN

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Motolele (basado en Alexander McCall Smith)

Motolele nació en Botswana, país privilegiado por su gente y su ganado. Adoptado por Mma. Ramotswe, vive con ella en su modesta casa de Zebra Drive. Los muchachos a su edad persiguen a las chicas, hacen bromas soeces, son irrespetuosos…han olvidado la tradición que tanto valora Mma Ramotswe. Pero Motolele es hijo de bosquimanos, lo que más le ilusiona es investigar la comunidad de hormigas-león que construye su hogar en el patio de Zebra Drive, observar el ciclo de vida de la acacia, y mirar por la noche las estrellas que se mueven con las estaciones. Aunque también le gustan las chicas…¡claro que le gustan!

Anónimo dijo...

I L U S I Ó N

También a ella le habría gustado, pero bueno, otro día. Esperaba que seguirían saliendo. Acababan de despedirse ante su puerta, regateándole un beso.
Hasta el jueves, CARIÑO, (le había llamado cariño ¿no?) Si, si, vale, vale Jorge
No quería ilusionarse y luego otro chasco, como hace unos meses.
Aquel, mucha planta y mucha cara. Ganaría el Mister España-Sinvergüenza el tío.
Cerró la puerta, jadeante del esfuerzo de contenerle, y de contenerse.
Le oyó alejarse , y corriendo en su cuarto se zambulló boca abajo en el colchón, su cara contra la almohada, gemía - reía. Por fin Dios mío, este si, este si, por favor.¡¡
Luego se levantó y se miró en el espejo. Se vio guapa, abrazando la almohada como si fuera él, y sonrió imaginando su cara cuando le dejara besarla.
El jueves, ¡¡Que ilusión¡¡

Anónimo dijo...

DAMOS CRÉDITO A TUS ILUSIONES

Había cola en la sucursal bancaria, se sentó a esperar. Entre reflejos a contraluz, en la cristalera colgaba un cartel. Sobre un fondo varias imágenes de bienes idealizados por nuestra sociedad de consumo, en primer plano la cara soñadora y satisfecha de un joven modelo. Leyó una, dos, tres veces “damos crédito a tus ilusiones”. Pensó: buena frase para los tiempos que corren. Ilusiones, ilusiones... Colgado quedó un toque de inspiración. Después jugaría con él, ahora le tocaba el turno.

Anónimo dijo...

Aunque efímera siempre nos acompañas.
Eres hermosa, alegre, dulce.Eres la juventud de nuestra vida; ¿que haríamos sin tí?.
Nos haces sentir, soñar, reir, pensar, llorar.
No te rompas, cruje dentro de nosotros. ¿Ilusión?. Quizás sí.

Anónimo dijo...

Futuro en blanco

La Universidad termina. Los que comenzaron su andadura vacilantes, sin saber bien a donde conducía el camino elegido, crecieron y hoy dan un paso más. Hoy ya tienen su título y el futuro se abre como un abanico vacío o infinito, según quieran mirarlo. Algunos ni lo notan, y siguen como siempre, cansados, aburridos, críticos, desesperanzados. Pero muchos, los grandes, abren los ojos, se remangan, agarran su mochila y deciden hacer de su vida la aventura elegida. Luchar y cumplir sueños. Su ilusión mueve… conmueve.

Anónimo dijo...

Cuando sus padres iban al pueblo de al lado, en el que sí había librería, a veces le traían un extraordinario lápiz negro y amarillo, y su madre escogía para ella un libro, de los que sabía que le gustaban. La ilusión, inversamente proporcional a los años, únicamente era comparable a la de escribir los primeros trazos con el maravilloso lápiz y sólo un poco menor que la de abrir el mundo que se escondía tras la tapa del libro.

Anónimo dijo...

ILUSIÓN

Por despertar en un mundo en el que la gente no sufra, en el que no haya hambre, en el que nadie se sienta superior a otro, en el que nadie abuse de otro, en el que no haya vencedores ni vencidos, ni pobreza, ni miseria, ni sumisos, ni maltratadores…

Un mundo en el que niños, jóvenes o ancianos tengan ganas de reír, charlen alegres y sientan ilusión por vivir.

Un mundo del que uno se pueda sentir orgulloso…

Anónimo dijo...

ILUSIÓN
- ¡¡¡Niñaaaaaaaaaaa!!!
- …
- Ya estamos otra vez
- …
- No te escucho ¿Qué andas haciendo?
- …
- ¿Andas hurgando en los cajones?
- …
- ¡Pero qué manía tiene esta niña!
- …
- ¿mírala y no me contesta?
- …
- ¡Voy payá y te cojo por los pelos!
- …
- No te decía… hurgando en los cajones
- Abuelita, es que me hace tanta ilusión buscar en tu cofre lleno de tesoros

Páginas vistas en total